Archivo de la categoría: Fashion & Ballet

El fenómeno del Tutu Tuesday

Un tutú de la célebre diseñadora Barbara Karinska.

Todos los martes las bailarinas y compañías de danza inundan las redes sociales de fotografías de esta icónica prenda bajo el hashtag #TutuTuesday 

IRATXE DE ARANTZIBIA/ SAUTDEBASQUE

La irrupción de las redes sociales ha cambiado el modo de comunicación entre bailarines/compañías de danza y su público. Intrigada por el recurrente hashtag #TutuTuesday, hoy dedico estas líneas al fenómeno que irrumpe todos los martes y llena las redes sociales de imágenes de tutús. Según la definición del diccionario de la RAE, un tutú es una falda corta de varias capas y mucho vuelo, usada por las bailarinas de danza clásica. Sin embargo, esta prenda icónica del ballet ha levantado pasiones mucho más allá del mundo del ballet, ya que, al parecer, el nacimiento del fenómeno del Tutu Tuesday es ajeno al arte de Terpsícore. Entre las diferentes versiones que circulan por Internet, hay una que apunta que este fenómeno nació como consecuencia de que Carla Tutu escogió esta prenda para la fiesta de Año Nuevo, que cayó ese año en martes. Después de divertirse en la fiesta, decidió usar un tutú todos los martes del año 2008 y comenzó a planear el primer Tutu Tuesday. La diseñadora gráfica del San Francisco Ballet, Paige Smith, creó el logotipo del Tutu Tuesday y este tipo de fiesta se extendió desde San Francisco hasta Nueva York.

Hay otras vertientes más solidarias acerca de la existencia del Tutu Tuesday. Noticias como que este fenómeno ha conseguido una sonrisa en jóvenes pacientes de diferentes hospitales de Estados Unidos o aliviado su dolor en tratamientos contra el cáncer, le dan otra dimensión al Tutu Tuesday. Incluso la actriz Jennifer Garner es una ferviente impulsora del mismo. Otra cara de este fenómeno, es el uso del tutú en las escuelas norteamericanas para combatir los estereotipos de género.  Sea por un motivo lúdico, por un motivo solidario o por un motivo didáctico, ¡¡¡feliz #TutuTuesday a todos!!!!

EVOLUCIÓN DEL TUTÚ. (De izda a dcha) Marie Taglioni en ‘La Sylphide’ (1832); Anna Pavlova en ‘La muerte del cisne’ (1908); George Balanchine, rodeado de Suzanne Farrell, Mimi Paul, Violette Verdy, y Patricia McBride en ‘Jewels’ (1967) © Foto The George Balanchine Trust; Kayoko Everhart de la Compañía Nacional de Danza, en ‘The vertiginous thrill of exactitude’ (1996), de William Forsythe. © Foto: Jesús Vallinas/ CND 2016.

Un poco de historia sobre el tutú…

El tutú tal y como se conoce actualmente surgió en la década de los 20 del siglo XIX y se popularizó cuando Marie Taglioni (1804-1884) estrenó ‘La Sylphide’ (1832) -hecho histórico también citado como la oficialización de las zapatillas de punta-. Anteriormente, el ballet como espectáculo de corte empleaba la indumentaria usual en ese ámbito, hasta que La Camargo (Marie Anne de Cupis de Camargo, 1710-1770) decidió acortar su falda y prescindir del tacón en sus zapatillas para poder ejecutar pequeños saltos y que sus pies fueran visibles al público.

Por lo tanto, ‘La Sylphide’ es la obra con la que nace el embrión de lo que será el tutú romántico, falda vaporosa, hecha de tul o muselina y con una longitud hasta media pantorrilla. Con el impulso del Ballet Imperial Ruso en la época zarista, la falda se acortó y se incluyeron varillas para dar rigidez a ésta y, a la vez, dejar las piernas de la bailarina al descubierto. Así nació el tutú de plato.

En el siglo XX, la entente formada por George Balanchine (1904-1983) y la diseñadora Barbara Karinska (1886-1983) dejó su propia huella estilística en la historia del tutú, al que definieron como «un soplo de polvo». Con la intención de proporcionar movilidad, Balanchine era un entusiasta del tutú de crepe largo, con múltiples capas de tul sin atar, de forma que los tejidos flotaban cuando la bailarina se desplazaba en escena. Para mantener el efecto flotante y vaporoso, Karinska unió seis o siete capas de tul superpuestas, siendo cada una media pulgada más larga que la anterior y todas ellas unidas por tachuelas. ‘Mr. B’ ha pasado a la historia como el padre del ballet en América y en ello también tuvo que ver la labor de Karinska, quien realizó el vestuario para los setenta y cinco ballets de Balanchine. «Atribuyo el cincuenta por ciento del éxito de mis ballets clásicos a los trajes que Karinska ha creado», confesó el coreógrafo.

En tiempos más recientes, el revolucionario de las bases del ballet académico, William Forsythe (Nueva York, 1949) creó para el Ballet de Frankfurt la obra ‘The vertiginous thrill of exactitude’ (1996). Forsythe se divierte jugando con los códigos del ballet académico, lo que supone un reto para los bailarines, ya que interpretar esta pieza es toda una demostración de lo que el vocabulario clásico ofrece de pureza y brillantez. El vestuario femenino se compone de un tutús rígidos de color verde pistacho, firmados por Stephen Galloway. Los 164 años que median entre el tutú de la sílfide Marie Taglioni y los poderosos platos verde de Galloway en la obra de Forsythe, resumen el devenir de la historia del ballet.

Anuncios
Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Urte Berri On!!! ¡¡¡Feliz Año Nuevo!!! Happy New Year!!!

Vestido diseñado por Valentino.

Vestido diseñado por Valentino.

SautdeBasque os desea un Feliz Año 2017

Urte Berri On!!!/ ¡¡¡Feliz Año Nuevo!!!/ Happy New Year!!! Con mis mejores deseos para un Próspero Año 2017, lleno de mucha salud, trabajo y DANZA para todos/as.

En esta ocasión, he seleccionado unas imágenes del fantástico vestuario que diseñó Valentino para el Concierto de Año Nuevo de Viena 2010, en el que participaron como invitados la italiana Eleonora Abbagnato (entonces Primera Bailarina del Ballet de la Ópera de París, ahora, étoile) y el francés Nicholas Le Riche (Étoile del Ballet de la Ópera de París). Como viene siendo habitual, los miembros del Ballet de la Ópera de Viena ofrecieron dos piezas, ataviados con los maravillosos diseños de Valentino, quien, reservó su famoso ‘rojo Valentino’ para ensalzar la belleza de su compatriota. En este vídeo, podéis disfrutar del proceso de diseño, confección y pruebas de los modelos.

Quizás lo que resultó más sorprendente fue el hecho de que, al finalizar ambas participaciones, el propio Valentino, encaramado en una escalera y rodeado por Eleonora Abbagnato (de rojo), Nicholas Le Riche y todos los miembros del Ballet de la Ópera de Viena que participaron en el evento, desearon un feliz año nuevo a los espectadores del tradicional concierto.

Valentino, Concierto Año Nuevo 2010,© Gunther Pichlkostner,

Valentino junto a Eleonora Abbagnato, Nicolas Le Riche, y el Ballet de la Ópera de Viena , Concierto Año Nuevo de Viena 2010.© Gunther Pichlkostner.

Pero aunque tenga estos ramalazos fashionistas, éste es un blog principalmente de danza, así que aquí os dejo el vídeo con la actuación de Eleonora Abbagnato y Nicolas Le Riche, en el Concierto de Año Nuevo de Viena 2010. Dentro de un par de días se repetirá el ritual. Del Concierto de Año Nuevo 2017, sólo sabemos que Gustavo Dudamel se convertirá en el director más joven en llevar la batuta del tradicional recital y que la coreografía ha sido creada por Renato Zanella. ¡Feliz 2017!

Etiquetado , , , , , , ,

Filipa de Castro Collection, los maillots pensados por/para una bailarina

Filipa de Castro, Primera Bailarina de la CNB desde 2008.

Filipa de Castro, Primera Bailarina de la CNB desde 2008.

La Primera Bailarina de la Companhia Nacional de Bailado de Portugal debuta en el diseño de una línea de maillots

IRATXE DE ARANTZIBIA/ SAUTDEBASQUE 

Filipa de Castro, Primera Bailarina de la Companhia Nacional de Bailado (CNB) de Portugal, ha presentado su primera colección de maillots “femeninos, coloridos, muy cómodos y fabricados con una calidad fantástica”, según confiesa. Apasionada de la moda desde adolescente, de Castro fue confeccionándose sus propios looks “para estar lo más guapa posible en las muchísimas horas que pasaba en el estudio”. Bien en tiendas de ballet, bien en tiendas online, Filipa buscaba su propio estilo en las aulas, “porque a lo mejor un maillot de color carne básico complementado con una camiseta de redecilla por encima, ya me transformaba el look”. Hasta que apareció Micaela Larisch y le propuso diseñar su propia colección. Qué mejor que una bailarina conocedora de las necesidades de esta prenda, a la hora de crear sus propios maillots.

(Izda a dcha): Micaela Larisch y Filipa de Castro.

(Izda a dcha): Micaela Larisch y Filipa de Castro.

Trabajando codo con codo con Larisch “que tiene el know-how de cómo hacerlos”, Filipa creó su línea. “El resultado es tan bueno porque ella es una profesional que trabaja con los parámetros de calidad que, para mí, eran esenciales para que el resultado fuera óptimo. Somos las dos muy exigentes en ese tema. En relación a los colores, fue un punto medio entre mi visión, a veces, extravagante, y su sentido comercial de lo que funcionaría mejor. El resultado es una mezcla de colores vivos y colores básicos, a la par con ‘prints’ transparentes que no es frecuente encontrar en ropa de danza”, explica la intérprete lisboeta.

La sensualidad femenina es la fuente de inspiración de Filipa, “creo que una bailarina primero es mujer y hay que vestirse para trabajar con estilo”, asegura. Por otra parte, sus dos décadas como profesional le hacen tener las ideas muy claras: “lo peor que te puede pasar es estar ensayando y que un maillot se esté moviendo y estés incómoda. Pierdes la concentración”. Su gran reto ha sido el corte de las caderas “que es el que más tiempo me llevó apurar” y después el del pecho “porque intentamos que dentro de las diferentes tallas, se vistiesen los cuerpos lo mejor posible”. Ella misma fue el conejillo de Indias para estudiar la confortabilidad de cada modelo. A día de hoy, desde su lanzamiento, Filipa de Castro Collection by Micaela Larisch ha tenido muy buena recepción entre los profesionales y las escuelas. “El ‘feedback’ es muy bueno a nivel nacional e internacional. Ya los tiene en el American Ballet Theatre, en el New York City Ballet, en Suecia, Alemania, etcétera. En la CNB siempre hay dos o tres compañeras con maillots de la colección en la clase”. Con la satisfacción del buen resultado del lanzamiento, revela que su meta es ir llegando a todo el mundo y para ello, se pueden adquirir en la tienda online. Mucha suerte en esta aventura, Filipa 😀

Filipa de Castro Collection-TIENDA ONLINE

filipa-de-castro-collection-by-micaela-larisch_maillots-ballet

Etiquetado , , , ,

Una fragancia de Avon homenajea al Ballet

Perfume "Prima" de Avon. © Rob Loud/ Avon, vía Pinterest.

Perfume “Prima” de Avon. © Rob Loud/ Avon, vía Pinterest.

La bailarina del American Ballet Theatre Courtney Lavine, cara del nuevo perfume “Prima” 

IRATXE DE ARANTZIBIA/ SAUTDEBASQUE

El interés de la publicidad por el ballet no es novedoso. Se asocia a valores positivos tales como glamour, belleza, arte, esfuerzo, sacrificio, que pueden resultar altamente beneficiosos para promocionar un nuevo producto. En esta ocasión, la marca de cosmética Avon da un paso más allá, creando una fragancia con el título de “Prima”, en claro homenaje al título de “Prima Ballerina” (Primera Bailarina), que sería la cúspide en la jerarquía de rangos de una compañía de ballet, con la que “celebra la fuerza y resistencia femeninas, inspiradas por la gracia y la elegancia del ballet”.

Según la propaganda oficial, “La fragancia ‘Prima’ creada por Avon, está pensada para una persona amante del estilo y que vive un flechazo con el ballet clásico. Nacida en colaboración con la prestigiosa Frimenich, ‘Prima’ es un ser etéreo, una fragancia floral delicada, femenina y con un poderío silencioso. ‘Prima’ se abre con unas notas exuberantes de ciruela, y un toque de bergamota fuerte y picante para buscar el equilibrio de su dulzor. A continuación, se despliega para revelar un corazón rico de intensa rosa, floreciendo de forma exuberante con pétalos de rosa como si fueran volantes que recuerdan al tutú de una bailarina. Por último, hay un ‘jeté torich clearwood,’ que recuerda a los barres satinadas en un estudio de ballet, la nota amaderada se llena de vida en la piel, mezclando con musgo de roble y pachulí para un acabado cálido, poéticamente elegante”.

Courtney Lavine, Cuerpo de Baile del American Ballet Theatre, cara de la nueva fragancia "Prima" de Avon. © Rob Loud/ Avon, vía Pinterest

Courtney Lavine, Cuerpo de Baile del American Ballet Theatre, cara de la nueva fragancia “Prima” de Avon. © Rob Loud/ Avon, vía Pinterest

Como no podía ser de otra manera, Avon ha seleccionado a una bailarina para protagonizar la campaña publicitaria del nuevo arena. Courtney Lavine (Los Ángeles, 1990), miembro del Cuerpo de Baile del American Ballet Theatre (ABT), ha sido la artista seleccionada para poner cara a la promoción de “Prima”. “Es súper emocionante ser la cara asociada a esta nueva fragancia que busca canalizar el renacimiento del ballet. Creo que es una gran oportunidad de abrir nuevas puertas para el mundo del ballet, ya que hay gente que considera que el ballet es un arte moribundo, pero yo espero que esta hermosa fragancia pueda ayudar a revivir el ballet. Es clásica, es hermosa y creo que el ballet tiene ese decadente encanto clásico que la gente ama. El público tiende a amar todo lo que es atemporal, hermoso y grácil, y que creo que esta fragancia contiene todos estos elementos, sumados a la moda y a la belleza”, declaró Lavine en entrevista de Sophia Panych para el website Allure.  El perfume “Prima” sale a la venta el próximo mes de noviembre.

Fragancia Prima de Avon

 

Etiquetado , , , , , , ,

Ballet Papier, bailarinas de papel con corazón

De las manos de Berenice La Placa surgen las bailarinas de papel.

De las manos de Berenice La Placa surgen las bailarinas de papel.

Berenice La Placa y Ambar Gavilano dirigen la firma especializada en productos de regalo con motivos de ballet

IRATXE DE ARANTZIBIA/ SAUTDEBASQUE

Ésta es una verdadera historia de amor de una madre a una hija. La artista Berenice La Placa comenzó dibujar sus bailarinas para su hija, Ambar Gavilano, en 1992, época en la que esta última estaba estudiando ballet. Lo que comenzó siendo un gesto de cariño de madre a hija, se ha convertido en una importante línea de dibujos, accesorios y complementos con el ballet y la danza como motivo principal. “Nuestra filosofía consiste en sensibilizar cada vez a más gente a apreciar la danza y a practicarla; también en volver a valorar lo artesanal, lo artístico, lo hecho a mano, siendo hoy en día muy difícil en un mundo tan industrializado. Es por esto que la mayoría de nuestros productos están decorados, acabados o hechos en su totalidad a mano, manteniendo una producción en pequeña escala y con manufacturación casi al 100% española. Todo el material es de calidad y no escatimamos en detalles” asegura Ambar Gavilano, alias ‘La bailarina’, cofundadora y responsable de marketing y social media de Ballet Papier.

(de izda a dcha): Ambar Gavilano y Berenice La Placa, hija y madre respectivamente, ambas el alma mater de Ballet Papier. © Fotografías cedidas por Ballet Papier.

(de izda a dcha): Ambar Gavilano y Berenice La Placa, hija y madre respectivamente, ambas el alma mater de Ballet Papier. © Fotografías cedidas por Ballet Papier.

Berenice La Placa es ‘La artista’, quien con sus dibujos plasma todo el amor hacia el ballet y la danza de Ambar. Procedente de una familiar de artistas -padre pintor y madre pianista-, adquirió de su madre la costumbre de hacer dibujos. “Aparte de enseñarnos piano, mamá también solía hacernos dibujos y mis preferidos eran unas pequeñas bailarinas de papel que yo coloreaba. Desde muy pequeña, amé la danza y también la practiqué así como el piano y la pintura; finalmente, me decidí por la pintura y cuando me tocó ser madre, intenté compartir con mis hijos lo que tanto me había hecho feliz de pequeña: el arte y la música. Mi hija Ambar se dedicó al estudio del ballet y resurgieron las bailarinitas de papel”, explica Berenice. A la hora de plasmar un dibujo asegura que le inspira “la armonía y la perfección de sus formas, la grandiosidad y el colorido de los vestuarios y sobre todo, la enorme admiración que siento por los bailarines. Los considero seres de extraordinaria fortaleza, dotados de una gran capacidad de sacrificio y de disciplina, y capaces de transmitir emociones y belleza con sus cuerpos. Confieso que yo estoy constantemente imaginando coreografías y pasos de danza y como no los puedo bailar yo misma, entonces los dibujo”.

Detalle del colgante arabesque de Ballet Papier.

Detalle del colgante arabesque de Ballet Papier.

Por su parte, Ambar se felicita por haber transmitido “más que la pasión por el ballet, una profundidad en el entendimiento del mundo de la danza. Sería imposible un proyecto así si ella no entendiera tan bien lo que los bailarines vivimos y sentimos”. Este proyecto de Ballet Papier también ha supuesto estrechar lazos  no sólo entre madre e hija, sino toda la familia. “Al principio, cuando surgió el proyecto de comercializar los dibujos y producir algunos artículos, trabajamos con mi hijo mayor, Sebastián, que como diseñador gráfico especializado en imagen empresarial, nos dio una buena base y nos aportó mucho en tiempo y recursos. Hoy en día,  nos ayuda en la elaboración de algún material gráfico y nos sigue aportando sus conocimientos y experiencia”, afirma Berenice. “Es difícil trazar un límite entre la relación laboral y familiar. Y no sólo entre las dos, toda la familia se implica con Ballet Papier, aportando ideas, recursos, además del apoyo moral que un proyecto así necesita”, corrobora Ambar.

La línea Ballet Papier se ha ido internacionalizando poco a poco. Hoy día, sus productos de regalo -ropa, joyería, complementos, papelería, adornos y regalos especiales para amantes de la danza- se pueden encontrar en gran cantidad de países europeos como España, Reino Unido, Italia, Francia, Bélgica, Alemania, Holanda, Portugal, Dinamarca, Finlandia, Hungría, y Eslovenia. También se distribuyen en Estados Unidos, Australia, Japón, China y Taiwán. “¡Ahora nos encantaría estar también en Latinoamérica y llegar a África! Ya hemos recibido contacto de Sudáfrica, donde existe gran tradición de ballet”, confiesa Berenice, boliviana de nacimiento, aunque afincada en Barcelona hace más de una década. Después de unos inicios muy vinculados a la estética del ballet clásico, la firma ahora se abre a otros estilos como flamenco, danza contemporánea, hip-hop, bellydance, burlesque, gimnasia rítmica, patinaje artístico, etcétera. También se plantean acciones futuras en al área de educación, aunque actualmente ya llevan a cabo el Programa de Ayuda de Ballet Papier que “aporta en difusión y productos a diferentes concursos, escuelas de danza y entidades culturales que comparten nuestra visión sobre este arte”.

Como primicia para los lectores de SAUTDEBASQUE, Berenice La Placa nos anuncia la próxima novedad de Ballet Papier. “Estamos a punto de lanzar una nueva línea de Ballet Papier que se llamará Dance in Extremis, con la que intentaremos comunicar que, en estos tiempos de muchas injusticias y desesperanza, urge más que nunca hacer bien y con el corazón lo que uno sabe y puede hacer, en este caso ¡Danzar! Y así transmitir energía positiva y esperanza a quienes la necesitan”, finaliza, la artista y mitad esencial de estas bailarinas de papel hechas con mucho corazón.

Berenice La Placa tuvo la gentileza de dibujar un SAUT DE BASQUE, nombre del paso de ballet de este blog. ¡Gracias Berenice y Ambar por este detalle! © Ballet Papier

Berenice La Placa tuvo la gentileza de dibujar un SAUT DE BASQUE, nombre del paso de ballet de este blog. ¡Gracias Berenice y Ambar por este detalle! © Ballet Papier

Etiquetado , ,

Jiří Bubeníček coreografía el Concierto de Año Nuevo de Viena

Kirill Kourlaev y Olga Esina ©ORF/Günther Pichlkostner.

Kirill Kourlaev y Olga Esina ©ORF/Günther Pichlkostner.

La diseñadora de vestuarios de ballet Emma Ryott también se estrena en la creación de los atuendos del Ballet de la Ópera de Viena

IRATXE DE ARANTZIBIA/ SAUTDEBASQUE

Resta menos de una semana para iniciar un nuevo calendario y, poco a poco, comienzan a desvelarse algunos datos del próximo Concierto de Año Nuevo de Viena, con cuyos sones y valses la mayoría de los mortales damos la bienvenida a los 365 días siguientes (al ser este próximo año bisiesto, hay que añadir un día más). Por tercera vez en su carrera, el letón Mariss Jansons (Riga, 1943) dirigirá el icónico Concierto de Año Nuevo desde la Sala Dorada (Große Saal o Goldener Saal) de la Muskverein vienesa.

Se estrena en las labores coreográficas el creador checo Jiří Bubeníček quien  ha contado con su hermano gemelo Otto como asistente. Dos son las piezas creadas por Bubeníček que se integran en la segunda parte del recital: “Kaiser-Walzer“ de Johann Strauss, Jr. y “Außer Rand und Band” de Eduard Strauss, interpretadas por los Solistas del Ballet de la Ópera de Viena Olga Esina, Nina Poláková, Ketevan Papava, Nikisha Fogo, Eszter Ledan, Kirill Kourlaev, Michail Sosnovschi, Davide Dato, Alexis Forabosco y Kamil Pavelka.

El Concierto de Año Nuevo de 2016 también supone la primera participación de la diseñadora británica Emma Ryott, cuya trayectoria profesional está vinculada al mundo escénico donde ha realizado vestuarios para el Stuttgart Ballet, el Real Ballet de Flandes, el Ballet de Zurich o la Semperoper de Dresden, entre otros.

Concierto Año Nuevo 2016

Nikisha Fogo, Nina Polakova, Eszter Ledan, Ketevan Papava, y Olga Esina en el Palacio de Schönbrunn. ©ORF/Günther Pichlkostner.

En conmemoración del 250º aniversario de la apertura para el entretenimiento público del Wiener Prater por parte del emperador José II (7 Abril 1766), lo que propició la inauguración de establecimientos de venta de café -origen remoto del parque de atracciones Wurstelprater-, este año, diversas escenas de ballet fueron rodadas en la Kaiserloge, la tribuna imperial en el antiguo hipódromo de Viena, a escasos cuatro kilómetros del Prater.  El Palacio de Schönbrunn y sus jardines también volvieron a acoger la filmación de las escenas de danza dirigida por Michael Beyer y realizada el pasado mes de septiembre.

Programa Concierto Año Nuevo 2016

Jiri Bubenicek con las bailarinas del Concierto Año Nuevo 2016

El coreógrafo Jiří Bubeníček con las bailarinas Ester Ledan, Kety Papava, Nikisha Fogo, Nina Polakova y Olga Esina en el Palacio de Schönbrunn. ©ORF/Günther Pichlkostner.

Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

CND y la moda: Christian Dior y Jorge Vázquez

Vestidos de Jorge Vázquez, flores de Mariana Barturen, pendientes de Isidoro Hernández y maquillaje de Max Factor. © Cristina López.

Vestidos de Jorge Vázquez, flores de Mariana Barturen, pendientes de Isidoro Hernández y maquillaje de Max Factor. © Cristina López.

Las tres protagonistas de “Carmen” se visten de alta costura

IRATXE DE ARANTZIBIA/SAUTDEBASQUE

Prósper Merimée creó un arquetipo universal cuando imaginó a Carmen, la gitana de Etxalar enamorada de don José Lizarrabengoa, un exmilitar de Elizondo. Publicada dos años después de su escritura en la “Revue des deux mondes”, “Carmen” (1845) consagró el prototipo de mujer libérrima y fue ampliamente difundido gracias a la ópera homónima (1875) de Georges Bizet. El pasado mes de abril, la Compañía Nacional de Danza (CND), dirigida por José Carlos Martínez, estrenó la enésima versión del mito, esta vez de la mano del sueco Johan Inger. A próposito de esta première, la revista “Mujer Hoy” invitó a las tres protagonistas a posar para un reportaje de María Borja que publicó el pasado sábado: Emilía Gisladöttir (islandesa), Elisabet Biosca (española) y Kayoko Everhart (japonesa con raíces afroamericanas). Para esta ocasión, la fotógrafa Cristina López inmortalizó la sesión, en la que cada una de las intérpretes posó con estilismo de Christian Dior y, en la imagen de grupo, con un vestido de Jorge Vázquez.

Reportaje Mujer Hoy-María Borja

(De izda a dcha): Emilía Gisladöttir, Elisabel Biosca y Kayoko Everhart; todas con suéter de Dior y maquillaje de Max Factor. © Cristina López.

(De izda a dcha): Emilía Gisladöttir, Elisabet Biosca y Kayoko Everhart; todas con suéter de Dior y maquillaje de Max Factor. © Cristina López.

Etiquetado , , , , , , , , , ,

Puntas de Alta Costura

Karl Lagerfeld para Chanel. © Hamish Bowles

Karl Lagerfeld para Chanel. © Hamish Bowles

Con motivo del 75º aniversario del American Ballet Theatre, una exposición invita a reconocidos diseñadores a reinventar la zapatilla de punta

IRATXE DE ARANTZIBIA/ SAUTDEBASQUE

El American Ballet Theatre (ABT) celebra esta temporada el Jubileo de Diamante con una amplia programación e incluso una gala conmemorativa, que tuvo lugar en la Metropolitan Opera House el pasado 18 de mayo. Como complemento a la actuación, la compañía dirigida por Kevin McKenzie invitó al conocido periodista de moda Hamish Bowles a comisariar una exposición. Con la ayuda del responsable de vestuario de la compañía norteamericana, Bruce Horowitz, el editor de “Vogue” seleccionó varias prendas portadas por Lucia Chase (fundadora de ABT y directora, 1940-1980) o Mikhail Baryshnikov (director de la compañía, 1980-1990), entre otras vestimentas llevadas por los artistas que han bailado en la compañía durante estos 75 años.

Bowles invitó a once reconocidos diseñadores de moda a reinterpretar la icónica zapatilla de ballet. Fruto de ello, la muestra, situada en la Metropolitan Opera House, reúne ejemplares de puntas de ballet de Alta Costura de la mano de modistas como Karl Lagerfeld para Chanel, Sarah Burton para Alexander McQueen, Peter Copping para Oscar de la Renta, Dolce & Gabbana, Marchesa, Narciso Rodríguez o Christian Siriano. Tampoco podían faltar célebres artistas del zapato como Manolo Blahnik o Christian Louboutin, e incluso el sombrerero Stephen Jones también aporta su visión sobre las puntas de ballet.

Artículo en Vogue (In English)

Las zapatillas de punta según (de izda a dcha; fila de arriba): Manolo Blahnik, Marchesa, Narciso Rodríguez, Christian Siriano y Oscar de la Renta. (Fila de abajo): Alexander McQueen, Christian Louboutin, Dolce&Gabbana, Christian Loubotin y Stephen Jones. © Hamish Bowles.

Las zapatillas de punta según (de izda a dcha; fila de arriba): Manolo Blahnik, Marchesa, Narciso Rodríguez, Christian Siriano y Oscar de la Renta. (Fila de abajo): Alexander McQueen, Christian Louboutin, Dolce&Gabbana, Christian Loubotin y Stephen Jones. © Hamish Bowles.

Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

¿A qué huele el ballet…?

IrisPrimaeaudeparfumLa casa Penhaligon convierte en perfume el aroma de una Prima Ballerina

IRATXE DE ARANTZIBIA/ SAUTDEBASQUE

Pura esencia de ballet en un delicado frasco de cristal. Ésa es la premisa de “Iris Prima”, aroma de la casa londinense Penhaligon. Como apoyo al lanzamiento del producto, bailarines del English National Ballet (ENB), dirigido por Tamara Rojo, han compartido en un video promocional a qué huele para ellos el ballet clásico. “El terrible olor de hombres que bailan en un estudio, horas y horas, hasta llegar al final”. Otros comentarios son más amables: “Es bastante duro, pero romántico a la vez”. La mayoría habla de horas de trabajo, de mallas empapadas de sudor y de esos detalles propios de la vida cotidiana de un bailarín.

Collage de imágenes para "Iris Prima" de Penhaligon.

Collage de imágenes para “Iris Prima” de Penhaligon.

La propaganda oficial define “Iris Prima” de una forma muy poética : “Bergamota fresca y transparente abre el baile: su frescura cítrica imita el vuelo lleno de gracia de una Prima Ballerina como ella salta en el escenario. El ámbar verde ablanda el efecto y contrasta con la brillante pimienta rosada, que resuena como los pasos de una bailarina sobre sus zapatillas de punta. El lirio conquista pronto el centro del escenario, eclipsando con su gracia natural y polvoriento encanto todo lo que hay a su alrededor, hasta que comienza un sensual paso a dos con Jasmine Sambac. En la base, Alberto introduce una nota íntima, de almizcle de cuero para representar la zapatillade punta y luego algunos destellos con toques de sándalo, vetiver,  vainilla y benjuí para significar el alma de teatros antiguos”.

Penhaligon’s Iris Prima

Etiquetado , , , ,

Tamara Rojo y la moda: Sybilla & Chivite

Tamara Rojo+Chivite_2006La actual directora del English National Ballet fue la protagonista de la campaña de las bodas de plata de Gran Feudo Chivite

IRATXE DE ARANTZIBIA/ SAUTDEBASQUE

Ballet, moda y vino, en un encuentro a tres bandas propiciado por Bodegas Chivite, con motivo de las bodas de plata de su rosado Gran Feudo. En 2006, Tamara Rojo (Montreal, 1974) protagonizó la campaña publicitaria, con unas bellísimas fotografías de Bernardo Doral. Bailarina Principal de The Royal Ballet de Londres en aquel entonces, Rojo acaba de recibir el Premio Príncipe de Asturias de las Artes 2005, ex aequo con la Prima Ballerina Assoluta Maya Plisetskaya. Fue una ocasión única, porque nunca antes este galardón había recaído en la danza y aún no se ha repetido esta circunstancia.

La moda estuvo representada por Sybilla Sorondo (Nueva York, 1963), hija de padre argentino y madre polaca, que fue criada en Madrid, donde abrió su primer taller en 1983. Fichada por la compañía italiana Gibó cuatro años después, comenzó su carrera internacional en Milán, París, Nueva York y Tokio. En tierras niponas, abrió su primera tienda en 1989, convirtiéndose en una de las diseñadoras más admiradas en Japón. Posee la Aguja de Oro al Diseño en Moda (1997) y Medalla de Oro al Mérito en las Bellas Artes (2014). Sybilla fue la encargada de diseñar este etéreo vestido en tono coral con el que Tamara posó ante el objetivo de Bernardo Doral, en una sesión celebrada en la Royal Opera House de Londres.

Sybilla ayudando a vestirse a Tamara Rojo, para el excepcional posado de la campaña Gran Feudo Chivite 2005.  © Foto: Bernardo Doral.

Sybilla ayudando a vestirse a Tamara Rojo, para el excepcional posado de la campaña Gran Feudo Chivite 2005. © Foto: Bernardo Doral.

Tamara & Sybilla, paso a dos en Londres

IXONE RODRÍGUEZ/XL SEMANAL, Núm. 968, 14-20 Mayo 2006

Tamara nos recibe con una sonrisa y un atuendo más propio de un duende que de una primera bailarina del Royal Ballet (…).

La danza y la moda guardan una íntima conexión. ¿Cómo entienden ese vínculo?

Tamara Rojo: Es una relación natural. La mejor época del ballet clásico, los Ballets Rusos, combina el genio de los grandes artistas de cada rama y, entre ellos, algunos diseñadores de vestuario que siguen siendo legendarios. Sería interesante recuperar eso.

Sybilla: Siempre he disfrutado muchísimo haciendo vestidos para danza, porque es muy inspirador. He creado el vestuario de algunos de los espectáculos del ballet de Blanca Li. Te limita mucho y te da mil posibilidades a la vez, resulta muy estimulante.

¿Qué relación mantiene cada una de vosotras con el mundo de la otra?

Sybilla: A mí me gusta mucho el ballet, lo siento muy cercano. A menudo pienso que lo que realmente me hubiera gustado era ser bailarina, pero me faltó coraje. Aún así, el baile cada día tiene un lugar más importante en mi vida.

Tamara Rojo: Mi relación con la moda, para vergüenza y enfado de mi madre, está asociada a los vaqueros y a las camisetas amplias. Pero como me paso el día en ropa de ensayo, cuando tengo una ocasión especial, me pongo estupenda. Me gusta experimentar con prendas raras. Es lo bueno de Londres, puedes ponerte un elefante en la cabeza que nadie te mira por la calle. Luego, para bailar, necesito un vestuario que me deje moverme. Ensayar tres meses para un espectáculo y ponerte un vestido que no te permite moverte es ridículo (…).

Reportaje Tamara Rojo+Bodegas Chivite_Absolute Málaga

Dos instantáneas de Tamara Rojo, con el vaporoso vestido que Sybilla diseñó para ella, para la espectacular campaña publicitaria de las bodas de plata de Gran Feudo Chivite 2005. © Foto: Bernardo Doral.

Dos instantáneas de Tamara Rojo, con el vaporoso vestido diseñado por Sybilla, para la espectacular campaña publicitaria de las bodas de plata de Gran Feudo Chivite 2005. © Foto: Bernardo Doral.

 

Etiquetado , , , , ,
Anuncios